Ramón González Férriz

Foto de Ramón González Férriz, editor, periodista y responsable de la revista Letras Libres

El mundo actual nos parece caótico, confuso, y con mucha frecuencia tenemos la sensación de que no disponemos de las herramientas de análisis necesarias para entender lo que nos está pasando. Las ideologías tradicionales se deshilachan, la tecnología nos plantea a cada momento nuevas formas de relación y la política parece incapaz de resolver nuestros problemas más acuciantes.
En este curso abordaremos esta situación y, sin pretender encontrar soluciones, buscaremos al menos diagnósticos fiables en libros clave.

Ramón González Férriz


Mini Bio

Ramón González Férriz nació en Granollers, Barcelona, en 1977. Ha sido editor y periodista y actualmente es director del periódico semanal independiente de política, economía y cultura Ahora. Fue también responsable de la edición española de la revista Letras Libres y escribe en otros medios españoles e hispanoamericanos como El País, Revista de Libros o El Malpensante. Es autor de un ensayo sobre la política de los últimos cincuenta años, La revolución divertida (Debate, 2012), y prepara otro sobre las conexiones entre tecnología y política a lo largo de los últimos doscientos años. Ha dado clases en másters y cursos de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo, la Universidad Complutense y la Universidad Carlos III, entre otras.


Trabajos

Pidamos todo lo posible

Fragmento del artículo publicado en el diario El País (9/9/2013).

“Esto no es ni mucho menos una invitación a cruzarnos de brazos mientras nuestras élites meten la pata una y otra vez. De hecho, deberíamos ser mucho más exigentes con ellas y obligarles a pagar por sus errores. Pero tal vez valdría la pena que los ciudadanos, mientras insistimos justamente en la necesidad de mejoras, tuviéramos en mente que no todas las cosas que deseamos —créditos para todos pero bancos sólidos, individualismo despreocupado pero con una gran red de protección pública, exigencia de igualdad pero búsqueda constante de privilegios para uno— son compatibles y a veces ni siquiera posibles. Quererlo todo, y esperar que nos sea dado por una élite a la que despreciamos y exigimos el paraíso al mismo tiempo, no conduce más que a una insatisfacción poco útil. Descartados los milagros, examinemos la realidad y pidámosle todo lo que puede darnos. Todo. Pero no creamos a quien ofrece además lo imposible.”


¿Te apetece aprender con él?





Back to top